Divorcio por causal

Descripción

El divorcio por causal es una forma de disolver el matrimonio.

El divorcio solo puede pedirse por las causales que anuncia nuestro código civil, por el mutuo consentimiento de los cónyuges o por la sola voluntad de cualquiera de los cónyuges.

Las causales en las que se puede fundar el divorcio son:

1º) Por el adulterio de cualquiera de los cónyuges.

2º) Por la tentativa de uno de los cónyuges contra la vida del otro.

3º) Por sevicias o injurias graves de uno respecto del otro.

4º) Por la propuesta de cualquiera de los cónyuges para prostituir al otro.

5º) Por intención de los cónyuges para prostituir a sus hijos o menores a cargo.

6º) Cuando hay entre los cónyuges riñas y disputas continúas, que les hagan insoportable la vida en común.

7º) Por la condena de uno de los cónyuges a pena de penitenciaria por más de diez años.

8º) Por el abandono voluntario del hogar que haga uno de los cónyuges, siempre que haya durado más de tres años.

9º) Por la separación de hecho, ininterrumpida y voluntaria de por lo menos uno de los cónyuges durante más de tres años, sea cual fuere el motivo que la haya ocasionado.

10º) Por la incapacidad de cualquiera de los cónyuges cuando haya sido declarada por enfermedad mental permanente o irreversible.

11º) Por el cambio de identidad de género cuando este se produzca con posterioridad a la unión matrimonial, aún cuando este cambio retrotrajera a una identidad anterior.

Las causales más usadas son la 6º y 9º.

Debe resolverse la situación de los hijos.

Puede comunicarse por WhatsApp o por correo electrónico a info@bgd.com.uy y hacer todas las consultas necesarias para esta contratación. Si  desea enviar un mensaje a través de la página pinche aquí también puede solicitar un presupuesto.

También te recomendamos…

Abrir chat